Préstamos para empresas

En nuestro país se movieron alrededor de 300.000 millones de euros en el último año, a través de la solicitud de préstamos, según el Banco de España.

Fue un año en el que se notó una mayor fluidez del efectivo, si comparamos con años anteriores, por parte de las entidades financieras y no solo de las bancarias, sino de muchas otras que ofrecen otras oportunidades de obtener financiación gracias a las nuevas empresas que están surgiendo.

Estas han aparecido con el objetivo de dar un mejor servicio a las empresas que necesitan disponible y esto es posible gracias a la forma online, ya sea en préstamos y créditos.

La tecnología ha llegado para quedarse, es un hecho que todo lo que nos rodea prácticamente está condicionado por los avances tecnológicos, y en temas financieros no va a ser menos.

Aún así el préstamo, un instrumento financiero tan recurrido sobre todo por las empresas para hacer crecer su negocio, presenta diferentes modalidades que vamos a explicar más adelante.

¿Qué es un préstamo?

Un préstamo es una operación financiera llevada a cabo por una entidad (prestamista) que le entrega a una persona u otra empresa (prestatario) la cantidad de dinero que este último necesita. A cambio de esto, se tendrá que devolver dicha cantidad más unos intereses pactados en un plazo determinado.

El préstamo se suele devolver de manera regular, en unas fechas indicadas (mensual, trimestral, semestral…). Lo que explica que la operación tenga una duración algo más larga y sea una herramienta a largo plazo para las empresas.

Por esta razón, debemos tener en cuenta para qué necesitamos el dinero que vamos a solicitar, ya que si es para cubrir las operaciones del día a día de nuestra empresa, un préstamo no será muy efectivo, en cambio si eliges otro tipo de herramienta como el anticipo de facturas podrás ver resueltos todos tus problemas de tesorería.

El préstamo suele solicitarse cuando se necesite financiar la adquisición de bienes o servicios como gran maquinaria, un edificio, una reforma…

¿Qué tipos de préstamos existen?

Existen diferentes tipos de préstamos, nos podemos encontrar con distintas modalidades a la hora de solicitar uno y no saber qué hacer, así que nosotros te explicamos sus diferencias.

  • Préstamos sin aval Hablamos de aquellos préstamos que se conceden sin la necesidad de la firma de una tercera persona o entidad que avale el contrato, es decir, de alguien que se comprometa a responder económicamente en caso de impago.
  • Préstamos de capital privado Este ha sido un sistema muy recurrente cuando los bancos y cajas de ahorro han cerrado el crédito y, entonces, a lo primero que se recurría era a los amigos y familiares. Pues el préstamo de capital privado es prácticamente esto, una forma de financiación más rápida porque ha surgido una emergencia por la que se recurre a un particular para solicitar el dinero que necesita una empresa u otro particular.
  • Préstamos bancarios Como bien dice la palabra, es aquel préstamo que proviene de una entidad bancaria. La operación durará todo el proceso desde que se solicita, se concede y tramita hasta que se devuelve con los intereses.
  • Préstamos hipotecarios Otro tipo de préstamo, similar al anterior, pero se caracteriza porque, además de conllevar garantías personales, exige garantías reales como es la hipoteca de un inmueble. Es decir, en caso de impago, el banco pasará a ser el nuevo propietario de la vivienda.
  • Préstamos para emprendedores Dependen del tipo de entidad que los conceden. Son préstamos especiales para empezar un proyecto. Conceden condiciones especiales a los emprendedores como una financiación al 100% de la inversión, unos largos plazos a interés fijo o comisiones reducidas, etc.
  • Préstamos rápidos Son ideales para ocasiones en las que surgen necesidades económicas y se tiene que buscar un préstamos inmediato. Se realiza de manera personal, a un particular que nos podrá facilitar el dinero para poder hacer frente a un gasto inesperado.
  • Préstamos ICO Es un tipo de préstamo que proviene de la administración pública. Es una financiación orientada a autónomos, empresas y entidades tanto públicas como privadas que realicen inversiones productivas en territorio nacional y / o necesiten liquidez.
  • Préstamos online Son un tipo de préstamos cada vez más demandados actualmente. Su finalidad es similar a la de otro tipo de préstamos pero se caracterizan por ser online. Esto quiere decir que las operaciones se llevan a cabo a través de Internet, lo que hace que el proceso sea mucho más ágil, fácil y sencillo para el usuario. Lo que aporta un valor adicional al usuario, además de ser, a la larga, más económico. Un ejemplo de empresas que llevan a cabo este tipo de préstamos son las plataformas de Financiación Alternativa.

Además existen muchas otras alternativas de poder conseguir efectivo que no sea un préstamo, nos referimos a los créditos o famosos microcréditos, leasing, renting

Para tomar una decisión como esta, es necesario investigar y ahora que sabes los diferentes tipos de préstamos que puedes encontrarte, no tengas miedo de ir a una entidad financiera y preguntar, con la información que te hemos dado puedes comparar y finalmente elegir la que más te convenga.

  • 0

    Nos interesa tu opinión sobre el artículo

    How it works video

    ¿Buscas financiación?

    Gratis y sin compromiso