El vencimiento de un pagaré: ¿Qué hay que saber?

El plazo de vencimiento es una de las características comunes que encontramos en todos los títulos crediticios y, normalmente, se designa de acuerdo a las legislaciones mercantiles del país en que nos encontremos. Es por eso que siempre es importante tener en cuenta que dependiendo del país en que nos encontremos, distintas normativas regularán este tipo de documentos, como en el caso del pagaré.

Características de un vencimiento de pagaré

El plazo de vencimiento de un pagaré es una de las características más importantes de este título de crédito ya que, si se produce un caso de impago lo más probable es que se inicie una instancia judicial, más comúnmente conocida como juicio ejecutivo mercantil. Este último tiene el objetivo de indemnizar al solicitante con el importe que encontramos en el pagaré.

La fecha de vencimiento cambiará teniendo en cuenta aquellos días considerados como hábiles o festivos, es decir, si el vencimiento de un pagaré se da en un día no hábil se revoca su vencimiento al próximo día hábil. Además, si las dos partes lo consideran necesario, el plazo de un pagaré podrá revocarse a otra fecha de vencimiento.

Si lo que se desea es omitir la fecha de vencimiento, tendremos que firmar el pagaré en blanco. Normalmente esta práctica la llevan a cabo empresas que sufren problemas con una garantía. Si pasa alguna cosa así, la fecha de plazo empezará a partir de que se exija su cobro. En este punto es importante dejar claro que si el pagaré pierde su validez debido al vencimiento, el derecho del acreedor también se perderá y no habrá ninguna posibilidad de cobrar el importe especificado en el documento.

Hay varios tipos de características que pueden variar en un pagaré. Una de ellas es la característica del “plazo a la vista” que quiere decir que se presenta una vez que el pagaré corre en vigencia desde que se presenta al cobro, lo cual usualmente es en un plazo de 12 meses.

Además, la prescripción se para en el momento que se presenta ante la autoridad especificada la denuncia por este acto. Si hablamos de documentos crediticios que se encuentran dentro de una instancia judicial, los plazos de vencimiento se detienen, por lo que se pasa a la parte que nos ayuda a encontrar el importe total en la que se suman los intereses junto a los gastos judiciales. El plazo de un pagaré puede detenerse cuando se realiza un abono, en ese caso se cuenta a partir de la fecha en la que se entregó el abono en adelante, con una nueva prescripción, la cual en todo momento debe ser en sintonía a las fechas de vencimiento establecidas por la normativa vigente.

También es importante saber que todo este tipo de litigios nos llevarán tiempo y, seguramente, nos veremos envueltos en peritajes para comprobar que la validez o invalidez del pagaré, además de más peritajes que tengan que ver con la validación de las firmas en un documento. Es por eso que se recomienda que al signar un pagaré o diferentes títulos de crédito, se realice un contrato o convenio de tal manera que se formalice legalmente esta transacción.

Es normal que en casos así se contrate a un notario para que se realice el certificado de tal procedimiento, sobre todo cuando es una situación en el que se encuentran envueltas las empresas y en las cuales se manejan unas cantidades de dinero grandes.

¿Cuándo se presenta el vencimiento de un pagaré?

Una vez llega la fecha de plazo del título de crédito es cuando nos encontramos ante el vencimiento de un pagaré o su pérdida de validez. También puede considerarse inválido ante la defunción del acreedor o del deudor o también a causa de una resolución judicial.

¿Es válido un pagaré sin fecha de vencimiento?

Que todos los pagarés que se entreguen cuenten con un plazo de vencimiento al cual atenderse es un requisito que viene dado por Ley pero aun así existe una excepción en la sería imposible invalidar este documento. Un pagaré sin fecha de vencimiento se considera pagadero a la vista cuando se presenta al cobro. De esta forma, la ley no deja sin cobertura jurídica al beneficiario del pagaré, porque no indicar el plazo de vencimiento por parte del emisor, representa una protección que permite al beneficiario del pagaré hacer de forma efectiva su cobro.

En consecuencia, el firmante del pagaré deberá poner especial atención al momento de rellenar el documento debido a que al tratarse de un título crediticio que posibilita conseguir más tiempo y asegurar la liquidez, al no especificar la fecha de vencimiento, el pagaré perderá las ventajas que le corresponden al beneficiario.

Existen numerosas empresas que necesitan que el cobro del pagaré se dé antes de la fecha de vencimiento para hacer frente a pagos, hacer nuevas compras, expandir y/o internacionalizar la empresa, etc. Pero saber el coste de financiación que ofrecen las entidades tradiconales supone una media de dos semanas. A raíz de esta situación, NoviCap desarrolló una herramienta que calcula el coste de financiación de las empresas de manera automática y sin coste ni compromiso. Si le interesa, puede probarla aquí:

Calcula tu coste de financiación de manera gratuita aquí:

  • 0

    Nos interesa tu opinión sobre el artículo

    How it works video

    ¿Buscas financiación?

    Gratis y sin compromiso