Cómo rellenar una letra de cambio

Es muy importante que a la hora de usar una letra de cambio como método de pago, este se llene adecuadamente. A la hora de descontar letras de cambio será esencial que este esté bien rellenado para que cumpla la legalidad. En este post aprenderemos cómo rellenar una letra de cambio y cuáles son las partes que la componen.

¿Cómo cumplimentar una letra de cambio?

Una letra de cambio, es un documento oficial que incluye un timbre emitido por el Estado, cuyo importe oscila en función de la cantidad que figure en la letra. La presencia de este timbre en el documento, es de especial relevancia, ya que si no lo contiene y en un futuro la letra resulta impagada, será complicado emprender acciones legales contra el deudor.

Con la compra del impreso, estamos abonando el impuesto de transmisiones patrimoniales y actos jurídicos documentados.

Partes de la letra de cambio

Antes de comenzar a rellenar los datos de una Letra de Cambio, se debe observar detenidamente el documento y saber diferenciar las dos partes que la componen, ya que su cumplimentación será distinta.

Por un lado tendremos el anverso o parte delantera, en la que se plasmarán los datos de los tres principales intervinientes de la transacción, y por otro lado estará el reverso o parte posterior, en la que figurarán la información de los avalistas y endosantes en el caso de que los hubiera.

Analicemos en detalle cada una de estas partes y veamos cuál es la forma correcta de cumplimentarlas.

El anverso o parte delantera

Lo primero en lo que nos debemos de fijar, es que aparezca explícitamente escrito el texto “Letra de cambio”

  • Lugar de libramiento o emisión: esto quiere decir en donde se libera la letra. Puede o no coincidir con el domicilio del librador.

  • Importe: En cuanto a este dato, se incluyen dos casillas en el documento; una en la que se debe introducir la cantidad en números especificando la moneda de la operación, y otra en la que se cubrirá exactamente el mismo importe en letra.

  • Fecha de libramiento: Debe especificarse el día, mes y año en que la letra se pone en circulación por parte del librador. Puede hacerse en número o en letra.

  • Vencimiento: Día, mes y año en el que el beneficiario de la letra podrá exigir su cobro. También puede cubrirse en número o letra. En el caso de que no se especifique, se entenderá “pagadera a la vista”, es decir, a su presentación.

  • Datos identificativos del tenedor o beneficiario de la letra: En este caso debe ser claramente visible el nombre comercial de la empresa o del particular, a la que el librador gira la letra.

  • Nombre completo y domicilio del librado: De especial importancia este dato, ya que el librado es el deudor que tiene la obligación de abonar la factura a su vencimiento.

  • Domicilio de pago: Este es el lugar donde debe efectuarse el pago. En el caso que no se indique, se entenderá en el domicilio del librado.

  • Nombre, firma y domicilio del librador: Esto incluye todos los datos de la persona que gira la letra y la pone en circulación.

  • Declaración de aceptación: Esto es la declaración del librado, por la que asume su obligación de pagar la deuda al beneficiario una vez llegado el vencimiento. Con esta declaración, el librado se convierte en aceptante, sin ella, no estará obligado al pago del importe.

El Reverso o Parte Posterior

Veamos ahora qué ocurre en la parte trasera de la letra de cambio.

  • Datos del avalista: En el caso de que existan una o más personas físicas o jurídicas garantizando la operación, su información personal, nombre, apellidos, fecha, firma y domicilio deben aparecer en este apartado.

  • Datos del endoso: En el caso de que los tomadores de la letra decidan no esperar al vencimiento y realizar endosos creando una cadena, todos los datos de los endosantes, nombre, apellidos, fecha, firma y domicilio, deben figurar aquí. Todos los endosantes aseguran la aceptación y el pago de la letra ante los posibles endosatarios (beneficiarios) que la vayan adquiriendo. Esta garantía también puede ser eliminada si se incluye la cláusula “sin garantía”.

A veces puede ocurrir que todos estos datos no quepan en los apartados de la letra debido a su limitación de espacio. En este caso, la ley permite añadir suplementos que incluyan todas las declaraciones necesarias.

  • 0

    Nos interesa tu opinión sobre el artículo

    How it works video

    ¿Buscas financiación?

    Gratis y sin compromiso