Préstamos P2P: Todo lo que necesitas saber

¿Qué es un préstamo P2P?

El préstamo P2P, del inglés peer to peer, en español es conocido como préstamo de persona a persona, y es una nueva herramienta financiera que cada vez está siendo más utilizada. Está dirigido sobre todo a dos tipos de clientes: los que necesitan un préstamo y los que buscan invertir para conseguir ahorros.

Es un tipo de financiación alternativa, dentro de los diferentes tipos de préstamos online que existen y que, como estos, se lleva a cabo a través de una plataforma que hace de unión entre quien necesita financiación y aquellos que la ofrecen.

Las personas interesadas en prestar su dinero, prefieren hacer a través de este sistema porque están invirtiendo en deuda de personas físicas y, posteriormente, recibirán un interés por ello.

Normalmente son cantidades no muy elevadas y su característica principal es que no existe la intervención de una institución financiera entre ambas personas. Actualmente se recurre tanto a ellos porque suele ser un sistema más cómodo y barato que pedir un préstamo al banco.

También lo podemos encontrar con el nombre de crowdlending (crowd = multitud, lending = prestar) ya que se considera como una de sus modalidades, o social lending.

Características del préstamo P2P

Los préstamos P2P representan una fuente de financiación alternativa para conseguir dinero de una forma más fácil, sin complicaciones. Pero también resulta muy atractiva para los inversores, quienes ven en ella la manera de conseguir una mayor rentabilidad a la que ofrecen las entidades bancarias.

Estas son las características que presentan, para quienes quieren solicitar un préstamo P2P:

  • Intereses: Los préstamos P2P suelen llevar consigo un interés de entre el 5% y el 15%, lo que quiere decir que puede llegar a costar menos que solicitar un préstamo en una entidad de crédito tradicional.
  • Importe: Como dijimos, no se manejan grandes cantidades y normalmente los créditos suelen ir de los 600 a los 100.000€.
  • Plazo: se podrá devolver el dinero en un plazo bastante considerable, en función del tipo de plataforma. Esto es importante de consultar porque varía de unas a otras.
  • Respuesta: cuando el solicitante de financiación pide dinero, la respuesta a su solicitud será muy rápida, tanto si el crédito puede ser viable como si no. De ser un sí, todo el proceso de obtención del efectivo suele ser muy rápido del mismo modo.

¿Cómo solicitar un préstamo P2P?

Si queremos solicitar uno de estos préstamos, lo primero que debemos pensar es que tenemos que recurrir a una plataforma de préstamos P2P, sin complicarte, de manera online.

Una vez en ella, sólo tendrás que rellenar un formulario con todos tus datos y detalles de tu situación y/o proyecto que quieres financiar.

La plataforma analizará tu petición y te asignará un nivel de riesgo en función de diferentes características que cada plataforma toma a tener en cuenta. Además, dependiendo de este, aplicará un tipo de interés.

Cuando tu solicitud haya sido aceptada, pasarás directamente a los inversores, quienes decidirán financiar o no tu proyecto.

Son tres simples pasos que normalmente no suelen durar más de dos semanas.

Existen muchas ventajas que podemos en los préstamos entre particulares, pero entre ellas las más importantes son:

  • La rentabilidad que la parte inversora obtiene está por encima de la media.
  • Permite a los prestamistas diversificar su riesgo. Es decir, el nivel de volatilidad en este sistema suele ser menor que en otros tipos de inversiones.
  • 0

    Nos interesa tu opinión sobre el artículo

    How it works video

    ¿Buscas financiación?

    Gratis y sin compromiso