Leasing o Arrendamiento Financiero

¿Qué es el Leasing?

El leasing o arrendamiento financiero, es un contrato mediante el cual una empresa le cede a otra el uso de un bien mueble o inmueble durante un período de tiempo determinado a cambio de unas cuotas periódicas, pudiendo el arrendatario ejercitar la opción de compra del bien en cuestión al finalizar el contrato. Se trata de un instrumento financiero muy utilizado como forma de préstamo para empresas Esta podría ser la definición estándar de un contrato de leasing, sin embargo y debido a las ventajas fiscales que supone, está sujeto al cumplimiento de unas normas concretas por parte de ambos participantes.

¿Qué Partes Intervienen en un Contrato de Leasing?

Empresa Arrendadora o Entidad Financiera

Se trataría de aquella sociedad (por lo general suele ser una entidad financiera), que guiada por las instrucciones de su cliente, el arrendatario, adquiere el bien en cuestión, con el objetivo de cederle su uso durante un período de tiempo determinado. A cambio recibirá a través de unas cuotas periódicas, un importe mensual correspondiente a los pagos por arrendamiento.

El Arrendatario

Es el cliente que ejerce el uso del bien. La operación está guiada por él desde un principio, ya que es el que ofrece las instrucciones a la entidad arrendadora, sobre qué tipo de bien tiene que adquirir y dónde. Una vez formalizado el contrato, adquiere el derecho del uso y disfrute del bien hasta que se cumpla la fecha de vencimiento y decida si ejerce la opción de compra o no.

En definitiva, se trata de una operación financiera mediante la cuál una de las partes necesita un determinado bien mueble o inmueble y no posee la capacidad económica necesaria para comprarlo, o fiscalmente no le interesa realizar la adquisición, por ello, recurre a un contrato de leasing, en el que podrá disfrutar del bien en calidad de alquiler.

Las principales características del contrato de leasing son:

El Objeto del Contrato de Leasing

El objeto de un contrato de leasing es el bien, pero tiene la particularidad de que no puede destinarse a uso particular, sino que debe ser profesional. La normativa especifica que el bien de disfrute debe quedar sujeto a explotaciones agrícolas, pesqueras, industriales, comerciales, artesanales o de servicios ofrecidos por el arrendador

Esto quiere decir que el objetivo del arrendamiento financiero es la financiación de bienes destinados a la actividad empresarial.

Duración de Vigencia Contractual

También el tiempo durante el cual el contrato va a tener efecto, está regulado por ley, y esta varía en función de si se trata de bienes muebles o inmuebles.

  • Dos años en el caso de bienes muebles
  • Diez años en el caso de bienes inmuebles

Opciones a la Finalización del Contrato

Una vez llegado el vencimiento del contrato de leasing, el arrendatario podrá ejercer tres acciones distintas:

1- No ejercer la opción de compra y devolver el bien a la entidad financiera

2- Renegociar el contrato de leasing y renovar el arrendamiento sobre el mismo bien por otro período de tiempo establecido

3- Ejercer la opción la opción de compra, de forma que automáticamente el bien pasará a ser propiedad del arrendatario.

En cualquiera de los casos, el leasing es una excelente opción para muchas empresas que podrán disfrutar de maquinaria o elementos de transporte necesarios para la actividad de la organización, sin tener que realizar grandes inversiones.

  • 0

    Nos interesa tu opinión sobre el artículo

    How it works video

    ¿Buscas financiación?

    Gratis y sin compromiso